Trucos, consejos y secretos de Assassin’s Creed Odyssey

Última actualización: 23.09.21

 

Assassins Creed Odyssey es uno de los juegos más interesantes de los últimos tiempos, con una historia ambientada en el mundo clásico muy atractiva. Para que le saques el máximo partido, es clave saber ciertos detalles importantes al respecto de su historia y el desarrollo del juego.

 

Si te gusta el mundo clásico y quieres vivir una aventura diferente, entonces AC Odyssey es tu juego. Una aventura en la que tocarás el mismísimo Olimpo partiendo de lo más bajo, al tiempo que persigues a los asesinos que quieren cambiar la historia. Sin embargo, esta misión es más difícil de lo que puede parecer a priori, gracias al desarrollo del juego y planteamiento, tan complejo que a veces puede ser desesperante. Por eso, no viene mal tener a mano una buena guía de Assassins Creed Odyssey, donde conocer las claves para incrementar tus opciones de éxito durante el juego. Por cierto, estos consejos son útiles tanto para la versión del juego para consola PlayStation como para PC o cualquier otra plataforma.

 

Gestión de las regiones

Uno de los aspectos que mejora la jugabilidad de Assassin’s Creed: Odyssey es el mapa de juego. Este tiene un tamaño enorme, así que es interesante gestionar el mismo con algo de técnica, para no perder tiempo. Nuestro consejo es que empieces la misión principal, reconozcas por completo la zona y, si tienes nivel para ello, completes todas las provincias de la región y sus correspondientes misiones secundarias.

Desde el principio del juego irás luchando contra enemigos y buscando recursos, al tiempo que cumples con las misiones de la historia. Dado que tu objetivo es crecer, conviene que todos aquellos objetos de categoría rara o inferior los desmontes, para aprovechar los materiales. Si ya has llegado al nivel legendario del equipamiento, entonces este sería el límite para proceder al desmontaje. Esta política es conveniente desde tu llegada a las islas de Cefalonia, donde se inicia el juego, hasta el final del mismo.

Respecto de las misiones, en total son más de 60, entre las que tenemos El Pancracio, Ostracismo, Ni Una Palabra, Los Caballeros o la Resistencia. Dado que esta guía es breve, no entraremos en detalle, aunque dispones de guías muy completas con detalles de todas estas misiones en la red. Sí conviene que no te enfrentes a ellas hasta que te veas con el nivel adecuado para superarlas sin mucho esfuerzo. Mientras tanto, siempre hay cosas que hacer.

Niveles y mejoras

Tal como ocurre en este tipo de juegos, es clave que, a medida que vamos consiguiendo los materiales necesarios, nos encargamos de ir subiendo nuestro nivel e ir actualizando nuestras armas. La más importante es la lanza, que tendremos que mejorar mediante fragmentos en la Fragua Antigua. El objetivo es llegar lo antes posible al nivel 5, que nos permitirá mejorar las habilidades a nivel 3. Algo clave para ser más mortíferos en combate.

Respecto del nivel del personaje, cada mejora de nivel nos abre nuevas habilidades o bien desarrolla las que ya tenemos disponibles. Algo que nos ayudará a tener mejor puntería con el arco, a ser más dañino con la lanza o mejorar nuestras habilidades como asesino. Así que a veces merece la pena ir cubriendo misiones secundarias para ir logrando ese extra de experiencia, que nunca viene mal.

 

El Adrastea

El Adrastea es el barco con el que nos vamos a desplazar por el mundo mitológico de este juego. Este barco no solo es un transporte, sino que también es una herramienta clave a la hora de luchar con otros navíos. Al igual que pasa con tu personaje, este barco también tiene espacio para mejoras, que conviene no dejar de lado.

Si cuentas con materiales y dracmas suficientes, puedes mejorar el daño de las armas, añadir ataques como las flechas de fuego y mejorar la resistencia del barco y de la tripulación. Incluso podrás “reclutar” a los capitanes de otros navíos a los que derrotes y aprovecharte de sus conocimientos para mejorar el rendimiento de tu propio barco. Para conseguirlo, basta con derrotarlos sin matarlos.

 

Mercenarios

Los mercenarios son unos cazarrecompensas tan pesados como las moscas en verano. Da igual a qué región vayas o lo bien armado que estés, ya que siempre estarán ahí para darte caza. Cuanto más avanzado sea tu juego, mayor será el nivel de estos mercenarios y también el hostigamiento al que te someterán durante tu viaje.

No obstante, su presencia tiene una doble vertiente. Es cierto que pueden ser muy molestos, sobre todo si estas bajo de energía o salud. Pero también son una fuente inagotable de materiales y de dinero, siempre que puedas derrotarlos. La forma de gestionarlos es saber por dónde van, valorar el riesgo del enfrentamiento y saber huir a tiempo si no puedes eliminarlos. Algo a lo que ayuda no atacarlos si son más de uno, a menos que les superes por mucho en habilidad.

Culto de Kosmos

El culto de Kosmos es un grupo dedicado a manipular lo que ocurre en el juego entre bambalinas, por lo que conviene eliminarlo. Su presencia y aparición genera una serie de misiones específicas, tales como la Liga de Delos, el Filón de Plata o la Liga del Peloponeso.

Es importante saber que se pueden eliminar a todos los enemigos de este Culto, siempre que no sean necesarios para el desarrollo de la historia. Entre las ventajas que nos ofrecen una vez que son derrotados, se encuentran recompensas como fragmentos, materiales y armamento legendario, que no siempre es habitual. Eso sí, conviene tener un buen nivel antes de intentar derrotarlos.

 

Cíclope, Medusa, Esfinge y Minotauro

Estas criaturas mitológicas son claves en el desarrollo del juego, dado que una vez que las hayas descubierto podrás acceder a armas legendarias, salvo en el caso de la Esfinge griega, y también a uno de los tres finales del juego. Para derrotar a estos personajes, debes conocer sus ubicaciones, que aparecen marcadas en el plano con el símbolo de Abstergo. De todos modos, estas ubicaciones son la Cueva de la isla olvidada, el Templo petrificado, la Fragua antigua y el Laberinto de las almas, más conocido como el laberinto del Minotauro. Para derrotar a estos seres, deberás cubrir tres misiones secundarias salvo en la esfinge, que requiere de cumplir dos misiones de la historia. Además, esta no aparece hasta su activación, una vez superadas dichas misiones.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS