4 pasos para tener una PS4 completamente limpia

Última actualización: 25.10.21

 

Los ruidos constantes al jugar son, desafortunadamente, una característica común entre las consolas PlayStation 4 y, aunque esto no suele afectar las actividades que se realizan, si se producen por una obstrucción, entonces sí puede traer graves consecuencias. Hacerle una limpieza ocasional a la PlayStation es una forma sencilla y rápida de mejorar esta situación.

 

Ningún artefacto es perfecto, por más que los fabricantes intenten que sus productos lo sean. Esto no significa que no tengan calidad, sino que, como todo, son aparatos que tienen defectos. En el mundo del gaming, a pesar de que las consolas PlayStation 4 son consideradas como unas de las mejores, estas también vienen con algunos puntos en contra que, a veces, pueden afectar negativamente la experiencia de juego.

Uno de los problemas más frecuentes de estos productos suele ser el fuerte ruido que producen cuando están funcionando. Al principio es entendible, pues estos dispositivos están ejecutando videojuegos con gráficos de alto rendimiento, grandes horas de contenido y otros detalles que pueden exigirles mucho a las consolas. Sin embargo, el problema viene cuando este molesto ruido se hace más frecuente y hasta llega a afectar las funciones de la PS4 cuando esta se sobrecalienta.

 

¿Por qué sucede esto?

Para poder mantenerse a una temperatura estable, la PlayStation cuenta con un sistema de refrigeración activa. Las rejillas de ventilación permiten que el aire fluya constantemente y que la consola no se sobrecaliente. Sin embargo, cuando estas rejillas se obstruyen, entonces no sale el aire correctamente y esto es lo que produce el ruido constante que, a diferencia del causado por videojuegos, no suele detenerse.

Tranquilo, este no es momento para buscar qué consola PlayStation comprar para reemplazar a la antigua; no es tan serio. Si este es tu caso y deseas actuar antes de que la PS4 pueda presentar fallas importantes debido a esta situación, entonces solo debes limpiarla para volver a tenerla como nueva.

En caso de que sigas en periodo de garantía, es recomendable ir al lugar donde la compraste, pues debes saber que, al abrir la consola, anularás completamente la garantía ofrecida por Sony o cualquier otra tienda. Por otra parte, si no has hecho algo parecido antes y no estás seguro, entonces es recomendable acudir a alguien profesional.

Si decides hacer la limpieza tú mismo, es necesario que entiendas que es un proceso sencillo, pero que, de salir algo mal, es posible causar averías a tu consola. Por lo tanto, realizarlo o no queda completamente bajo tu responsabilidad.

¿Qué se necesita?

Bastoncillos para los oídos, cúter, bote de aire comprimido, un destornillador de estrella y un destornillador Torx TR9.

 

Antes de comenzar

Los botes de aire comprimido, aunque son bastante efectivos, deben siempre utilizarse con cuidado para evitar consecuencias negativas. Por lo tanto, antes de empezar, es necesario tener en cuenta algunas cosas:

1) Es necesario sujetar el ventilador mientras se usa el aire para evitar que este gire más de la cuenta y se dañe.

2) A menos que esté muy sucio y sea imposible de limpiar, no uses el aire en la fuente o el disipador.

3) No sujetes el bote boca abajo, para evitar que el gas líquido caiga en la consola y deteriore algún componente.

A pesar de que estos botes facilitan el trabajo, si no quieres usarlos, no estás obligado a hacerlo. Su uso es completamente opcional.

 

Paso a paso

 

1) Desconecta la consola

Para comenzar, es necesario que retires cualquier disco que esté dentro, apagues la consola y la desconectes. Así no habrá suministro de energía y, además, permitirás que la consola repose y se enfríe un poco.

 

2) Rompe las pegatinas

En la parte superior trasera de las consolas, Sony ha añadido tres pegatinas negras para saber si la persona ha anulado la garantía abriendo el artefacto. Ayúdate con el cúter y retira cada una de ellas cuidadosamente, pues allí se encuentran los tornillos que debes sacar para abrir el producto.

3) Retira los tornillos

Utilizando el destornillador TR9, afloja los tornillos encontrados en el lugar y sácalos. Esto debe hacerse con la parte posterior de frente a ti. Al retirar los tornillos, empieza a levantar la cubierta suavemente, recorriéndola desde un extremo hacia otro por los laterales.

 

4) Empieza la limpieza

Con la cubierta ya quitada, podrás ver el ventilador de la consola. Para limpiarlo puedes usar el bote de aire comprimido, sin embargo, debería bastar con los bastoncillos para los oídos.

Notarás que en uno de los laterales hay cuatro tornillos. Estos son los que sostienen la fuente de alimentación. Es posible terminar la limpieza después de quitarle el polvo al ventilador, sin embargo, si ya abriste la consola, puedes intentar limpiarla completamente para un mejor resultado.

Si lo deseas, retira los tornillos y saca la fuente de alimentación hacia un lateral. Gracias a esto, tendrás acceso a la fuente y también al disipador. Aquí utiliza un paño suave y seco para que quitar el polvo, mientras que los bastoncillos se ocupan de los lugares más difíciles de alcanzar.

 

Cuida tu consola

La limpieza profunda va a ser necesaria en algún momento, sin embargo, con los cuidados adecuados, puedes evitar que esto se requiera con mucha frecuencia. Esto, además de evitarte el esfuerzo, también prevendrá que debas abrir con constancia la consola.

Es recomendable que siempre, antes y después de jugar, limpies el lugar donde se encuentra la Play para evitar que el polvo logre acumularse en la consola. Además de esto, procura siempre que el artefacto tenga el espacio suficiente para ventilar sin que nada lo obstruya; quita todo lo que tengas sobre la consola también. Por último, si no la utilizarás por mucho tiempo, solo guárdala en la caja para que esté segura en todo momento.

Ya sea que quieras evitar que se ensucie o necesites limpiarla porque el polvo se acumuló, los procesos de mantenimiento son realmente fáciles para que no te esfuerces más de la cuenta y sigas disfrutando de tu PlayStation como si nada.

 

DEJA UN COMENTARIO

0 COMENTARIOS